El Ibex 35 cobra fuerza a nivel global

0
94

Se presentaron subidas en las bolsas europeas a nivel general, en una jornada que fue definida por la decisión de tipos y la caída de la libra en Reino Unido. El Ibex 35, cerró con un progreso del 1,48% tras oscilar entre un máximo de 8.424 puntos y un mínimo de 8.318 puntos.

Todo ha ido según lo previsto por los expertos. El Banco de Inglaterra (BoE) ha terminado con una era de estabilidad monetaria que duró siete años que además ha ampliado su programa de compra de activos, que alcanza los 518.000 millones de euros.

MD20. MADRID, 10/03/08.- Un grupo de estudiantes observaban los paneles durante la visita que realizaron hoy a la Bolsa de Madrid. La Bolsa española aumentaba a mediodía las ganancias de primera hora y su principal indicador, el Ibex-35, subía el 0,65 por ciento, ayudado por los avances de las compañías eléctricas. Los avances de compañías como Iberdrola, Red Eléctrica o Unión Fenosa conseguían que el Ibex incrementara las subidas frente a los descensos del resto de parqués europeos. EFE/Ballesteros ESPAÑA-BOLSA MADRID EFE_100308_1337_ECO(0711).jpg

En el caso del Ibex 35, los expertos financieros han determinado que el ajuste ha alcanzado los 8.280 puntos. Por ello destacan la normalidad del rebote que pueda suceder a corto plazo, pero siguen alarmando de una corrección que oscile entre los 8.150 y los 8.000 puntos. Mencionan los expertos que con cantidades así, se verían más posibilidad de progreso.

En cuanto a las empresas españolas, Técnicas Reunidas tuvo un increíble progreso del 7% presentando su mejor sesión desde el 2011. Repsol avanzó 3,42% y le siguieron Banco Santander con un repunte de 2,78%, Banco BBVA siguiéndole con un 2,54%, Ferrovial se dejó el 1,14%, Telefónica 1,7%, Inditex cerró con 0,9% e Iberdrola con 0,65% cerrando así una magnifica jornada en casi todas las empresas del Ibex 35.

Por cuestiones de la renta variable, el Tesoro ha colocado 3.040 millones de euros en su más reciente emisión de bonos y obligaciones, colocándola así dentro del rango medio del objetivo que se habían planteado.

Es por ello que Inglaterra ha sufrido los estragos del Brexit, bajando su moneda, y consecuencia de esto el euro se ha beneficiado del panorama económico que presenta esta caída, tomando así ventaja en casi todos los sectores financieros.